24 marzo, 2008

GROUCHO les cantaría a los eurovisionarios…


Se dice, se comenta, se oye por ahí que el 24 de mayo de este año enviamos a un payaso sexto-dirigido por Buenafuente a Belgrado. Riéndose, mofándose, ironizando contra los expertos de la gala eurovisiva ha colado a uno de sus cómicos como cantante en su programa y, después, como representante de nuestra canción en Europa. Con permiso del pollo-pavo irlandés, es la España de pandereta, el cachondeo elevado a paradigma de lo hispano, reflexionan las mentes profesionales discográficas.

Pero seamos consecuentes, señores: ¿Qué diantres hemos mandado en estos últimos años a Eurovisión? ¿Qué puesto relevante hemos ocupado enviando a
buenos cantantes en este certamen de descaradas influencias políticas? Vamos y vamos, ¡qué llevamos casi cuarenta años haciendo el ridículo! ¡Qué nos importa ya enviar una cutre-melodía, una letra tantra fritanga, un disparate de cantante! Y, además, el día de la gala mucho español (por morbo o por cachondeo) no querra perderse al Chikilicuatre haciendo el gamba y los de TVE se frotarán las manos por unos índices de audiencia que no se repetían desde lo de Massiel.

Por estas y otras razones lo que opinan los 'expertos' Uribarri, Losantos y otros gurús trasnochados me revuelve las tripas y me haría decir palabras malsonantes que ningún niño inocente debe oír, pero concluyo con grouchesca indisposición que...

"Encuentro el festival de Eurovisión profiláctico. Cuando comienzan las votaciones, me voy al servicio y después, ya conocidos los resultados, me acuesto con una sonrisa en los labios"

[el original dice: Yo encuentro la televisión bastante educativa. Cuando alguien la enciende en casa, me marcho a otra habitación y leo un buen libro]

1 Comments:

At 10:05 a. m., Anonymous Anónimo said...

¡ Viva el Chikilikuatre !
¡ Arriba Buenafuente !
¡ Y que se jodan los puristas !

 

Publicar un comentario

<< Home